Caserío Olabarri

  1. CORDERO CASERIO OLABARRI

    Es un cordero de raza lacha nacido y criado en las explotaciones del País Vasco en pequeñas cabañas respetando el medio ambiente y velando por el bien estar animal. Basando su alimentación en leche materna y debido a su corta edad, hace que su carne sea tierna y jugosa.

    cordero-1

  2. BUEY CASERIO OLABARRI

     Nuestros bueyes son criados en caseríos del País vasco. Para una carne jugosa y de intenso sabor a ganado mayor, varios son los requisitos:

    – Animales castrados con menos de un año. Cumplir este requisito hará que la carne sea una carne tierna y sabrosa.

    – Peso canal +- 500 kg y conformación E-R (Nota: La canal europea clasifica su conformación mediante las letras E,U,R,O,P,A. Siendo la “E” el animal con mejor conformación y “P” con menor. Este peso del animal nos asegura gran tamaño de las chuletas. Porque un chuletón… ¡de 2 kg mejor!. La conformación del animal nos indica si se ha engordado correctamente. El siguiente paso sería su nivel de grasa.

    – En la grasa está el gusto. Por ello, nuestros bueyes son cebados con los mejores piensos naturales ricos en cereales para obtener un nivel de engrasamiento 4-5. (Nota: Según los valores de la unión europea, el nivel de engrasamiento de un animal se clasifica del 1 al 5, siendo el 5 la mayor clasificación que se pueda dar a un animal bien cebado.

    slider_01

  3. TERNERA CASERIO OLABARRI

    Animales menores del año
    Esto hace que la carne tenga mayor consistencia, no expulse agua a la hora de freírla y en consecuencia, consigamos dorarla.

    Ternera hembra
    Todos los animales bajo CASERIO OLABARRI cumplen este requisito imprescindible. Su carne es más sabrosa y esto el paladar… ¡lo agradece!

    Nivel de engrasamiento
    El nivel de engrasamiento obtenido mediante su alimentación con piensos naturales y ricos en cereales potencia el sabor de nuestro producto.

    slider_04

  4. TERNERA BETIZU

    Nuestro último proyecto en Caserio Olabarri ha sido la ternera Betizu. Su nombre, vaca huidiza, hace honor a su estilo de vida. Autóctona del país vasco es una raza de protección especial.  Este animal se remonta a la época del arte cavernario ya que por entonces las vacas que venían diseñadas en las paredes de las cuevas hacían referencia a la vaca Betizu.

    Aunque es de baja producción, con el tiempo se ha ido evolucionando convirtiéndolo en un gran producto gracias a un equipo de expertos en ganado bravo. Se ha podido conocer más acerca de este animal para elevarlo a la máxima expresión en cuanto a calidad se refiere.

    betizu

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR